Publicado el Deja un comentario

Júpiter retrógrado en Capricornio

Cuando los planetas retrogradan, su magnitud en el cielo aumenta, están más brillantes. Esto me hace pensar cuán importante es el período en que un planeta nos lleva «hacia adentro», como hoy lo hace Júpiter: no podremos viajar ni salir de nuestras fronteras, pero sí podemos hacer viajes internos. La luz está adentro.

Júpiter comienza a retrogradar el 14 de mayo, días antes de perfeccionar su trino al Sol, y se vuelve directo unos días después de que lo repite, con el Sol desde otro signo: esto hace que su energía optimista nos llegue como un caudal, justo antes de que nuestros proyectos y todo aquello de su influencia -viajes, estudios superiores, todo lo vinculado a nuestro crecimiento desde la experiencia- comiencen a sentirse algo ralentizados. En estos momentos nos damos cuenta de que nuestros planes precisan algo más de tiempo de lo que habíamos estipulado. Y es necesaria la pausa para no irnos de cabeza y arrepentirnos después.

La casa Capricornio de nuestra carta natal está entregada al orden cósmico a partir de ahora, durante las retrogradaciones de Júpiter, Saturno y Plutón. Lo personal no tiene tanta fuerza como antes, es decir, no tenemos el control de los acontecimientos y hacer fuerza para recuperarlo sólo nos hará perder energía. El yo no es nada comparado con el Plan Divino que aceptamos antes de encarnar.

Lo mejor que podés hacer, es observar tus normas, leyes y creencias internas al respecto de lo moral, lo ético, el deber ser, el status quo, el trabajo, los emprendimientos,(y a todo lo vinculado con la casa Capri de tu carta). Al permitirnos cuestionar lo que hemos considerado incuestionable, porque la familia, la sociedad y el colectivo «siempre dijeron que es así», nos estaremos permitiendo una nueva perspectiva, esta vez menos sagitariana y más pisciana, más entregada al Universo, confiando en que algo más grande que nuestro ego realmente sabe qué es lo mejor para nosotros.

Con los retrógrados, el inconsciente manda. Si algo no se da como esperabas, o toma más tiempo, estate segura de que lo que vos querías no era tan bueno como lo que realmente vaya a suceder, probablemente las cosas se den de la mejor manera para tu crecimiento, más allá de lo que consideres correcto o incorrecto.
Tu Yo Superior tiene un plan de reajuste que no estás viendo, así que entregate a Júpiter, y confiá. La paciencia es fundamental, sobretodo hasta el 12 de septiembre cuando Júpiter vuelva a estar directo.

Publicado el Deja un comentario

Preguntas y respuestas sobre Mercurio retro en Piscis.

Hace unos días por Instagram me hicieron preguntas sobre Mercurio retro. Mi idea era hacer un video pero bueno…Mercurio retro (sí, lo estoy usando como excusa :P). En realidad no quiero demorarme más para que aprovechen la info.
Como sabrán quienes me siguen hace un tiempo, no me gusta responder preguntas específicas sobre la carta de cada una porque son respuestas que sólo le servirán a esa persona, y de hecho en ese caso para responder se necesita ver el mapa completo, es decir, recomiendo una sesión directamente.

¿Esta retrogradación sólo afecta emociones?

No, aunque sí todo toma un tinte emocional por el signo en el que ocurre la retrogradación. Afecta específicamente la casa que ocupe de nuestra carta natal, por lo cual si transita sobre tus casas 4, 8 o 12, sí afectará tu mundo emocional en un sentido intenso, profundo y hasta arquetípico. El movimiento inconsciente será intenso, sería bueno anotar los sueños y prestarles atención. Transitando por las casas 1, 5 o 9 afecta la identidad, la creatividad y vocación, las metas a futuro, la profesión y carrera. Por las casas 2, 6 y 10 afecta lo terrenal: ingresos, rutinas, trabajo. Y por las casas de aire, 3, 7 y 11, afecta más lo mental, por lo cual se puede presentar una mayor confusión, distracción, sentimiento de estar perdida y hasta posible sensación de tristeza o depresión que surgen de no entender lo que pasa. (a quienes les transite las casas de agua, también) 
Para todas, la respuesta en común sí es la misma: sentir, animarse a escuchar, reconocer, sentir, experimentar, hurgar, escuchar las emociones y sentimientos. Sino más adelante puede sentirse más intensamente…

Grados que recorre retrogradando: desde el 12°53′ de Piscis hasta el 28°13′ de Acuario.

¿Hay alguna conexión entre los Mercurio retro de diciembre 2016, diciembre 2019 y éste?

En diciembre de 2016 Mercurio retrogradó por estos mismos grados matemáticos pero en Capricornio, formando un sextil al Mercurio rx de ahora. En diciembre de 2019 no estuvo retrógrado, pero andaba por Sagitario haciendo cuadratura a Piscis, aunque en noviembre del año pasado retrogradó en Escorpio, formando un trino a esta retrogradación.

Explicación: diciembre 2016, la revisión fue en nuestra casa Capricornio e impulsó a revisar también lo que en tu carta natal haya en Piscis. En noviembre 2019 al retrogradar en Escorpio nos hizo ir profundo por nuestras casas de agua (Cáncer, Escorpio y Piscis, como ahora) y en diciembre tensionó a toda esta área pisciana llevándonos a tomar una decisión al respecto de esta energía y casa. Todo depende de los temas de las casas afectadas, pero relación se encuentra seguro si se busca bien.

Sobre ex parejas que vuelven o reaparecen de la nada…

Siempre es un tema relevante. Todos estamos un poco confusos mentalmente, y sobretodo si la retrogradación se da en un signo que parece ser una niebla, como lo es Piscis. Ahora el tema es que también lo emocional está en juego, no sólo lo mental. La confusión es doble, digamos. Imaginen que si uno anda mareado, el otro también, porque nos afecta a todos en menor o mayor medida. 
No siempre el o la ex que vuelve lo hace como para retomar la relación, y si así fuera, es mejor tomarlo con pinzas por este motivo de que uno no sabe lo que quiere y cuando se encuentra así, busca lo conocido, el confort, el mimo protector, la zona cómoda. Pero luego, cuando Mercurio deja de retrogradar, uno se da cuenta de que no se crece en el mismo lugar donde se refugia de los miedos o la confusión…y suele decidir alejarse.
Por otro lado, puede que se decida retomar un vínculo pero de otra forma, como sanar una ruptura y convertirla en amistad o en un «está todo bien, nos perdonamos mutuamente». Todo depende del nivel de perdón que uno maneje consigo mismo.

Y algo no menor, es que en nuestras mentes puede que aparezcan como mensajes de texto de recuerdos, con o sin un ex, pero de cosas del pasado. Por este tema es muy bueno recapitular (enlistar todas las personas y lugares que conociste y recuperar la energía que dejaste en ellos) porque así uno finalmente se libera del pasado. Este es un período genial para hacerlo. Y para hacerte esta pregunta, si alguien vuelve: ¿no será porque dejaste la puerta entreabierta?

¿Es buen momento para hablar de separación?

Lo mismo al respecto de la pregunta anterior, estamos confusos. Si la idea viene desde hace unos meses, puede ser bueno hablar pero sólo como método de necesaria expresión, porque las cosas no quedarán más claras. Es más, hasta existe la chance de que todo se confunda más. Y, como extra, todo lo que se decide durante una retrogradación de Mercurio, se vuelve a revisar cuando él esté en sombra post retrógrada y no es nada definitivo. Mucho mejor esperar hasta después del 29 de marzo.

¿Lanzamientos con Mercurio en sombra pre y post retrógrada?

Sí y no. Todo depende de la energía del proyecto o emprendimiento, y si se relaciona con el signo donde Mercurio retrograda. Pero siempre es bueno tener en cuenta que eso que se lanza va a tener revisiones y chequeos.
Por ejemplo, en este momento los mejores lanzamientos serían al respecto de asuntos artísticos o que remuevan el inconsciente, como terapias energéticas, espirituales, yoga, meditación, ¡hasta retiros! Aunque éstos últimos es mejor hacerlos que lanzarlos ahora. Que sean lanzamientos que busquen la trascendencia del ego, el amor, la evolución y el crecimiento espiritual (o, mejor dicho, el recordar que somos espíritu).

¿Es verdad que no se pueden tomar decisiones o firmar contratos?

La vida debe seguir su curso, no podemos detenernos por un aspecto planetario. Si tenemos que firmar un contrato, al estar conscientes de la astrología, lo mejor es mirar la propia carta natal para ver cómo influencia. Una cosa es firmarlo con miedo y otra es firmarlo desde el amor y la confianza. Mercurio retro lo que hace es «dificultar» o pausar las cosas que debemos pensar mejor, nos salva de irnos de cabeza con algo de lo que nos podríamos arrepentir y nos enseña a VER. La cuestión del miedo a tomar una decisión es una excusa para no actuar cuando existen posibilidades de que las cosas no salgan como las queramos, y a eso le llamamos «fracasar». Nos enseñaron que fracasar está mal, y como vivimos en la dualidad bien-mal, todo lo que nos haga «salir mal» las cosas, es decir, que tenga chances de salir de nuestro control, es de temer y evitar. Hay que abrir la consciencia y aprender a tomarse una pausa, verificar todo, corroborar la seguridad con lo que nos dicen nuestras emociones, y confiar.

¿Se pueden decir, comunicar, expresar cosas que no nos hacen bien?

En realidad sí porque nace de una necesidad de limpieza y purificación que se corresponde con Piscis, pero se debe procurar ser muy transparente y claro. Si tenés a Mercurio retro natal seguro es más fácil. Es un muy buen momento para exteriorizar lo que nos ahoga por dentro.

¿Comprar pasajes e irme de viaje?

¡Sí! Nada mejor que aprovechar este período para descansar. Pero consideraciones: día que comienza y termina la retrogradación, no es recomendable comprar los pasajes ni viajar, mejor para el relax. Puede que nos distraigamos y compremos algo por error, que olvidemos documentos importantes, que tengamos que pagar el doble, que nos cobren algo por error, que se demore un vuelo, que se precise llevar al auto al service, etc. Siempre es bueno revisar todo dos veces. Y después, sí, descansar y aprovechar el viaje.

¿Qué pasa si tengo a Mercurio en Piscis natal?

Tenés tu retorno de Mercurio, que inicia un ciclo de 188 días en asuntos de escritura, aprendizaje, contratos, estudios, comunicación; y también incluye a los asuntos de la casa donde tu Mercurio natal se encuentre y donde esté transitando.

¿Cómo afecta a las personas nacidas con Mercurio retrógrado?

En este caso, sienten como que se entienden mejor con el mundo, que tienen más claridad para pensar o expresar las cosas. Podríamos decir que no «sufren» la retrogradación porque su energía natal ya está de acuerdo con ella: son más reflexivos y pausados en general, aunque natalmente les puede jugar en contra el hecho de pensarlo todo demasiado antes de tomar una decisión. 

¿Cómo afecta a los que tienen Sol en Piscis en general?

Mercurio retrograda sobre el Sol de los nacidos desde el 15 de febrero al 4 de marzo aproximadamente, por lo cual afecta a acuarianos también. En este sentido les propone revisar asuntos de identidad, ego. Más información dará la casa donde el Sol natal se encuentre.

¿Puede pasar que se le caiga la máscara a gente dañina y mal intencionada?

Totalmente, porque Mercurio nos pone una venda en los ojos para que primero aprendamos a sentir, a discernir desde la intuición, y cuando se une al Sol hasta que deja de retrogradar nos vuelve a «dejar ver» pero de manera más veraz, clara. Cuando retrograde nuevamente en Escorpio, como en noviembre de 2019, esto será aún más fuerte.

¿Tengo que tener miedo?

No, y considero que cada cual puede elevar su nivel de consciencia comprendiendo el nivel de miedo que presente ante una oportunidad que en realidad es para soltar el control y permitirle al Universo llevar las riendas. Es decir, ¿confiás en que la vida te da todo lo que querés crear o preferís controlarlo todo? Tu experiencia con cada Mercurio retro depende de tu nivel de consciencia.

Tips para «sobrevivir»:

El año pasado cuando Mercurio retrogradó en este mismo signo, Piscis, personalmente fue un período muy creativo. Pero ahora siento «que me la pega» porque también me siento creativa pero cansada al mismo tiempo, por lo cual tengo que dejar de hacer y permirime ser, que es algo que observé en muchas personas. No me está resultando confuso en general y quiero darles mis tips al respecto.

-Me entrego. De verdad me entrego al Universo y le digo que me use como su herramienta porque estoy a su servicio. Sigo las señales. Cuanto menos pretendo controlar las cosas, más clara y segura me siento incluso en medio de estas aguas emocionalmente intensas.

-Me siento. Examino mis emociones permitiéndoles ser. Locamente en este período no estoy tan sensible, sino completamente cansada, así que sé que lo que preciso es dejarme en paz. Y trato de respetarlo.

-Tomo mucho agua y trato de comer liviano. Si ya de por sí me cuesta tener energía, mejor no forzar al cuerpo de más.

-Trato de respetar mis horas de sueño incluso cuando «me da culpa» levantarme tarde porque trabajé hasta tarde también.

-Me doy cuenta de que no soy mis emociones y que, de hecho, las respeto pero no pueden manejar mi vida o mi humor (esto suele ser lo más difícil). A veces está bien dejarse llevar pero no llegar al punto de convertirnos en víctimas de lo que sentimos, ni debemos usar nuestras emociones como excusas porque eso nos convierte en chantajistas o manipuladores emocionales. El victimismo es una de las posiciones más nocivas para nuestro crecimiento.

-Anoto todos mis sueños. Son demasiado fuertes los mensajes del inconsciente en este período como para que los ignoren. Tarde o temprano les encontrarán el porqué.

Espero que todo esto les ayude a transitar el período de la mejor manera, como Mercurio pretende: en paz, con paciencia y confianza en el Universo. La pausa salva, es necesaria. Sean su propio oasis.

Publicado el Deja un comentario

Mercurio retrógrado en Piscis

Nos pasamos la mitad de la vida aprendiendo cosas, adquiriendo, añadiendo, para ocuparnos de desaprender, eliminar y desintoxicar la otra mitad. 

Hay un momento del camino en el que el vacío deja de parecer aterrador para resultar fascinante; en el que la fusión con el todo para sentirse uno es más atractiva que el hecho de sentirse «distinto» al resto; en el que la comprensión de que todo es parte del TODO hace que desestimemos sin dudarlo todo aquello que nos separa de los demás.

La individualización es necesaria para el proceso de formación del ego, porque lo precisamos para vivir en esta dimensión, sin embargo a veces esa individualización llega demasiado lejos y uno se termina convirtiendo en un ermitaño, un sabelotodo, un ser que se cree raro, especial y diferente al resto, e incluso superior (hola Sol transitando Acuario). Otras veces, uno se pierde tanto en los demás que olvida quién es, qué desea: se funde con el inconsciente colectivo y es arrastrado por la ola.

No es necesario aferrarse al ego para sentirse especial ni fundirse con el mundo para sentir pertenencia. Pero sí necesitamos saber quiénes somos, búsqueda que nos puede llevar toda la vida a algunos, o muchos años a otros. Todo depende del nivel de consciencia.

A las 21:53 del domingo 16/2 Mercurio inicia su primera retrogradación del año en Piscis hasta el 10 de marzo, trayendo así información de su retrogradación en el mismo signo el año pasado, que fue del 6 al 28 de marzo. Lo hace en conjunción a Neptuno con la Luna desde Sagitario en cuadratura, acompañado de un cielo que tiene al Sol en Acuario, a Venus y a Quirón en Aries, a Marte recién ingresado a Capricornio y a los Nodos en el axis Cáncer-Capricornio. Durante sus períodos de sombra muestra de qué se tratará el asunto a revisar en la retrogradación y qué ajustes quedan para realizar en el camino después de ella, pero también nos avisa al respecto de compras electrónicas y tecnológicas a evitar. Es más, tampoco compren pasajes en este período completo, si pueden.

Esta retrogradación nos lleva hacia las profundas aguas piscianas para bucear en nuestros orígenes -árbol genealógico, humanidad, etc- para intentar recordar qué es ese Todo, esa Consciencia, Energía, Campo Cuántico (o como le llamen) del que provenimos. 

Podemos sentirnos muy perdidos y fuera de foco, tristes, confusos, mareados, más que nada hasta el 25 de febrero cuando Mercurio se unirá al Sol y marcará la mitad de su retrogradación, ayudándonos a cobrar claridad. 
Por el lado de la vibración más elevada, esta retrogradación INSPIRA. A crear, a manifestar sueños, a practicar terapias espirituales o pasatiempos artísticos, a revisar la artística de proyectos o, si tienen algún emprendimiento vinculado a la energía o el ámbito espiritual, a darles una vuelta de tuerca, mejorarlos, revisarlos. Pero sobretodo, es un período para dejar el pasado atrás. Para soltar, liberar, dejar ir, limpiar, purificar. Es el momento perfecto para meditar, irse de retiro, retomar yoga o alguna clase que te haga conectar con tu cuerpo como parte de ese Todo que sos. Para desaprender y buscar la Verdad en el Vacío. Para conectar con lo importante y desconectarse de lo superfluo o de lo que no suma. Si no suma valor, mejor que se vaya. Es ideal para prestar atención a que lo que nos agota no es lo que hagamos sino cómo y con quién, porque muchas personas o actividades pueden quedarse con tu energía si no sabés poner límites o si no sabés lo que te gusta, por ejemplo.

Buscá tu verdad interna, porque Mercurio te guía hacia adentro. Explorá tu creatividad, tu conexión y Ser Cósmico. ¿Lo mejor que podés hacer? Escuchar, sentir y permitir tus emociones y sentimientos, que pueden estar a flor de piel pidiendo que los atiendas. Y si aparece la tristeza, dejala entrar porque te está pidiendo reconocer lo que te hace sentir así, para que hagas algo por cambiarlo. Nada de victimismo: esta retrogradación es para buscar la salida y escuchar las pistas que te dicta tu Alma.

Post data importante: es normal sentirse muy cansado y con mucho sueño, así que dense el descanso que precisen pero coman lo más liviano que puedan y tomen mucho agua. Y no se olviden de usar su mazo de tarot, indagar en su carta natal y anotar todos sus sueños: las aguas están ideales para hacer trabajo interno con arquetipos, y para soñar mucho con pequeños y grandes mensajes que nos envían nuestro inconsciente y nuestro Yo Superior.

Feliz y sano período de reencuentro con tu Real Ser.

 

 

 

Publicado el Deja un comentario

Quirón retrógrado en Aries.

Quirón es un planeta centauro puente, que orbita entre Saturno y Urano, y tiene órbita irregular. 

Mitológicamente, Quirón nació de una ninfa y de Saturno, que se había convertido en caballo para seducirla. Ella, al dar a luz a Quirón, viendo que era una criatura mitad hombre mitad animal, lo abandona. Saturno lo lleva a Apollo y a Thetis que le enseñan muchas artes, entre ellas la de la curación, porque conoce muchas hierbas y sus utilidades.
Un día lo hiere una de las flechas de Hércules por error y se pasa dolorido el resto de su vida, porque a pesar de ser un curador, él no puede curarse a sí mismo.

Esto es lo que representa en la astrología, al curador o sanador herido, aquello en lo que podemos ayudar a los demás pero no nos podemos ayudar a nosotros mismos. Allí donde tengamos a Quirón en la carta natal, tenemos una herida invisible, emocional, aquella de la que más nos cuesta hablar…y sanar. Es el dolor más grande, el cual incluso nos da vergüenza reconocer, porque muestra lo vulnerables que somos ante lo que lo activa. Pero es justamente a través de la propia experiencia en el asunto, que nos volvemos muy buenos como guías para otros. Hace poquito descubrieron que parece tener anillos, así que esto sin duda hablaría del compromiso con nuestra propia sanación, con nosotros como los héroes y heroínas de ese proceso.

Ahora se encuentra en Aries, de donde se irá el 14 de Abril de 2027. Un período larguísimo, donde la sanación estará basada en actuar, en hacer algo para ser nuestra propia medicina.

Vamos a querer movernos para atravesar el dolor y la incomodidad, moviendo estructuras profundas (con muchas ayudas, ahora por ejemplo la de Saturno y Plutón en Capricornio, Júpiter en Sagitario, Neptuno en Piscis, Urano en Tauro…) y sacando de bajo la alfombra todo lo que creíamos que podíamos mantener oculto «como si nada». Es el momento en que notamos que ya no podemos cargar más estos pesos y tendremos que hacer algo al respecto, nos envalentonamos para tomar acción. Sí es posible que en su baja energía nos sintamos superadas, que nos manejemos desde el ego confundiéndolo con amor propio y que estemos impacientes por sanar, todo lo cual hará el trabajo más lento y más difícil.

Mitológicamente, a Quirón lo educa Apolo en las artes de la guerra que es tema de Marte, el regente de Aries. Esto significa que en Aries se encuentra cómodo. Ya no quiere mantener la actitud de víctima que su tránsito por Piscis le imponía, sino que quiere hacerse cargo de su propia sanación (y aquí Saturno y Plutón desde Capricornio lo ayudan a tomar responsabilidad).
Conectar con Quirón en Aries es ponernos proactivas en tomar consciencia, reparar, reconocer nuestra verdadera identidad, ir tras lo que necesitamos y sanar.

Quirón no rige ningún signo ni casa de nuestro mapa natal. Sin embargo, como mitológicamente era un centauro, se lo vincula a la energía de Sagitario. Y como era un muy buen médico que conocía de hierbas y podía curar a todo el mundo, se lo relaciona con Virgo.

Ahora bien, no olvidemos que astronómicamente, entre Escorpio (signo de cirugías, de lo que va por debajo de la piel) y Sagitario (el centauro que es muy sabio y filosófico) se encuentra una décimo tercera constelación: Ofiuco. 
Ofiuco es el conector de las energías escorpiana y sagitariana y Quirón podría ser tranquilamente su regente.

¿En qué nos afecta su retrogradación? En nuestros procesos de sanación, porque nos lleva a darnos cuenta de que todos nuestros malestares, dolores y enfermedades tienen una causa emocional. Cuando transitó Piscis, nos llevó a conectar con terapias complementarias y a desarrollar nuestra espiritualidad, a abrir nuestra cabeza a que la sanación implica los cuatro cuerpos -y más- y no sólo el cuerpo físico. Estando en Aries, ya quiere que apliquemos eso que aprendimos casi con pasión, con el reconocimiento de que para sanar nosotras somos las que tenemos que actuar, no dejarnos a merced de los médicos únicamente. Porque comprendiendo el origen, la causa de lo que nos duele, el proceso se hace consciente y así es como nos abrimos a sanar.
Sin embargo, retrogradando nos pone el freno para atendernos de verdad, internamente hablando. Con Quirón retro pensamos antes de hablar de aquello que nos duele o de aquello que puede herir a otros, porque en Aries el tema de la expresión toma relevancia. Revela heridas que ya creíste superadas, y tiene mucha, mucha fuerza para ayudarte a sanar desde el interior, sobretodo si lo hacés perdonándote de corazón. 

Es hora de revisar esos miedos y dolores que no te dejan avanzar, porque son aprendizajes para que, una vez integrados, te animes a ir más allá de lo que te creías posible. Aquello a lo que te estás resistiendo, o aquello que defendés en otros, habla de tu herida. Es momento de defender tus propios ideales, aquello que te motiva. 

Obviamente se conecta con tu Quirón natal así que prestale atención y aplicale los bálsamos que te está pidiendo. 

Asuntos para observar con Quirón retro:

-Cuánto validás lo externo en lugar de lo interno
-Cómo te afecta lo que dicen los demás sobre vos
-La soberbia de creerte siempre la mejor en todo o la que tiene razón (que habla de una inseguridad interna muy dolorosa)
-Aceptar que no sos perfecta
-Integrar tus miedos y convertirlos en combustible
-Ser honesta con vos misma, no mentirte ni engañarte
-Reconocer que sos fuerte
-Observar que lo que inicies en tu vida tiene que tener una meta y no sólo ser iniciado por impulso
-Pensar antes de actuar
-Reconocerte valiente, independiente y capaz
-Perdonarte por tus errores
-Escuchar y atender las heridas de tu infancia

Como pregunta, nos hace una muy importante: ¿YA SABÉS QUIÉN SOS?

Si desconocés la energía de tu Quirón y te gustaría trabajarla conscientemente, podés ingresar a la Tienda y solicitar una sesión de carta natal. 

Publicado el Deja un comentario

Neptuno retrógrado en Piscis.

La frase de la imagen parece una obviedad, pero muchas personas no lo saben.

La Era de Piscis nos trajo mucha facilidad para conectar con nuestra espiritualidad, y conforme nos vamos acercando a la Era de Acuario (astrológicamente sería en el año 2150 aprox.) vamos descubriendo que la espiritualidad no es lo mismo para todos, vamos reconociendo a los falsos gurús y abriendo los ojos a quienes solamente quieren aprovecharse de esto: la espiritualidad no depende de cuántas fotos subís a Instagram meditando o haciendo yoga, ni de tener un emprendimiento de crecimiento personal. Ser espiritual es ser congruente y honesto con lo que uno predica, y no necesariamente implica que seas impecable ni tengas que mostrar lo que te hace ser espiritual. No es para los otros, es para vos.

Mucho al respecto lo estamos observando con las modas espirituales: todo lo que surge se dispara y luego del boom, se asienta. Yo no estoy en contra de estas modas: me parece una manera super ventajosa de difusión. Pero siendo realista, de la mano de las modas viene la tergiversación, la gente que habla desde la ignorancia, etc… No me refiero a la competencia: cuantos más seamos los que llevamos adelante esa técnica desde el Amor, mejor para el planeta y para nuestra evolución. Considero que todos tenemos un público distinto y la abundancia está disponible para todos. Me refiero a los seres como el explotador del recurso, el que quiere hacer dinero sin aprender nada, el que vive del robo intelectual porque vió la veta y no se siente creativo para inventar su propio camino, el que no tiene interés en crecer y se aprovecha de otros que sí, el que quiere ser «manager» de personas realmente espirituales, y así. Por ejemplo: alguien se encuentra con un chanta que no lo puede guiar con sabiduría y luego resulta que «la técnica es una porquería». Esto es real y no se puede ignorar porque están en todos lados, el tema es SEGUIR TU INTUICIÓN.

Soy una creyente de que todos nos conectamos con quienes debemos conectarnos porque algo tenemos que aprender mutuamente, y por Ley de Vibración nos atraemos. Pero también creo que hay muchas personas que son LECCIONES PARA LA INTUICIÓN. 
Es como si el Universo las pusiera en nuestro camino y nos preguntara: ¿Vas a escuchar a tu intuición o dejás que esta persona te cegue con sus brillitos y promesas? ¿Dejás que el otro te diga que te va a sanar o preferís recuperar tu poder? ¿Le creés sin dudarlo o preferís investigar un poco sobre el tema previamente? ¿Esa persona sabe de lo que está hablando/haciendo o sólo quiere quitarte dinero o aprovecharse de vos?

Con esto no quiero decir que no haya que cobrar las terapias complementarias o relacionadas a la espiritualidad, ni loca: vivimos en una dimensión donde el dinero es la moneda de intercambio y la necesitamos para vivir. De hecho, me encanta impulsar a la gente a que «cobre bien» por su energía y su conocimiento. Pero otro tema es no saber cómo llevar una técnica adelante y querer explotar un recurso sólo para llenarte el bolsillo: estamos trabajando consciencia, con seres humanos que quieren mejorar su vida, que a veces tienen problemas o necesitan una guía porque se sienten perdidos. Aprovecharse de ellos me parece muy bajo, poco honesto y hasta vil, a eso me refiero.

Neptuno comienza a retrogradar el 21 de junio y todo esto que les dije toma otro sentido: con este planeta retro, muchas verdades espirituales salen a la luz, muchos falsos gurúes son develados, la «espiritualidad monetaria» sufre reveses del karma….con la compañía de Saturno y Plutón retrógrados y en temporada de eclipses, esto se hace más inevitable. 
Además, es un período excelente para entrenar nuestra intuición para no caer en manos de personas que en realidad no pueden guiarnos, y también para prestarle atención a nuestros sueños. Desarrollar una terapia complementaria, aprender algo nuevo relacionado a lo espiritual y a la sanación/evolución de nuestra Alma con expertos, practicar técnicas curativas con quienes realmente saben, expresarnos desde el arte, practicar tarot para conectar con los arquetipos, hay mucho que se puede hacer pero sobretodo presten atención a los dictados de su Alma, a los mensajes de la intuición y a las señales. No hagan algo que nos les resuena con el corazón.

Con todo esto, otras revelaciones que pueden surgir son las de las personas que quieren hacerle mal a otros y se acercan a gente que promete eso: dañar al otro, hacer un amarre, entrometerse en el libre albedrío de los demás. Esto, de más está decirlo, no sólo aumenta el karma de quien lo practica, sino también de quien lo solicita. Y si tenemos en cuenta que esta vida es un viaje evolutivo para que nuestra Alma «suba escalones» de consciencia, imaginen lo que esas Almas se estancarán cuando llegue su momento…
No es joda: aprovechemos a este Neptuno retro para desarrollar y reconectar con nuestra intuición y con nuestro poder de sanación, espiritualidad y creatividad.

Porque nadie más que vos puede sanarte: te pueden dar guía, pero el verdadero poder, lo tenés vos.

Publicado el Deja un comentario

Saturno retrógrado en Capricornio.

Saturno comienza a retrogradar este 29 de abril a la noche, desde el grado 20 de Capricornio y despertará el 18 de septiembre en el grado 14. 
Si tenés algún planeta o punto matemático entre esos grados en ese signo, Saturno los estará «tocando», generando crisis y reestructuraciones de acuerdo a la energía implicada.

La astrología tradicional puede hacernos creer que durante este período vamos a estar pesimistas, depresivos, que todo nos cuesta el doble de trabajo o esfuerzo y que nada resulta, todo «sale mal». Pues bien: vivimos las experiencias de acuerdo a cómo vibramos, y si vibramos miedo, pues eso es lo que tendremos de vuelta.

Saturno rige el trabajo, el karma, el tiempo, las responsabilidades, compromisos y estructuras y todos esos son asuntos que no sólo estaremos revisando -un planeta retrógrado nos hace revisar sus asuntos y los del signo en el que se encuentra- sino que habrá mucho para sacarnos de encima: deudas, contratos y trabajos en los que ya no queremos estar, personas que no aportan crecimiento en nuestras vidas, etc.

Lo que podemos hacer en los períodos de planetas retógrados, es recapitular: es la manera en que nuestra naturaleza se asegura que cumplamos con nuestro proceso evolutivo: sanamos cuando dejamos de pensar en los sucesos dolorosos y nos permitimos sentir ese dolor, para liberarlo. Recapitulando es como vamos dejando atrás partes de nuestra piel que debemos mutar.

Durante este tránsito los asuntos de trabajo, las organizaciones, estructuras, puestos laborales, y tareas profesionales van a estar tomándose una pausa, así que no te desesperes si tu cambio laboral o de puesto no se da urgente, o si un contrato primero necesita reestructurarse. De todos modos, la vida no se detiene ni mucho menos: ya llega una Luna nueva que estará en trino a Saturno y es un inicio en un signo de tierra como Capricornio.

También todos los procesos relacionados al tiempo y a los límites son los que nos pedirán que los tomemos con calma y naturalidad:

-Crecer y envejecer son procesos naturales de la vida, nadie puede evitarlos. 

-El reloj biológico es un tema físico pero la presión sobre él es social: si querés o no querés ser mamá, es un tema tuyo, personal, y que en caso de desearlo, será en el momento indicado. Ahora incluso se puede ser mamá luego de los 40 sin tantas dificultades como antes.

-Aprender a decir «no» en base a nuestros límites. De hecho, vamos a descubrir que hay límites que nos dan libertad.

-Tomarnos las cosas con calma: todo lo que queramos de manera urgente nos va a hacer esperar. Las cosas se dan en el mejor momento para que podamos absorber su aprendizaje, y no antes.

-Saturno rige el karma, así que hay mucho volviendo en base a lo que dimos.

-Aprovechemos para saldar deudas.

-Contratos se terminarán porque además Urano ya está en otro signo de tierra, Tauro, queriendo que nos liberemos de los lugares y personas que ya no aportan energía y crecimiento.

-Nuestros objetivos y metas -sobretodo profesionales- estarán bajo una lupa reflexiva, al igual que nuestras bases y estructuras (de acuerdo a la casa de nuestra carta que ocupe Capricornio).

-Así como con Mercurio retro, hay asuntos que se repiten o temas que vuelven a conversarse.

-También vamos a revisar los pasos para manifestar algo que deseamos, relacionado a cambios laborales, emprendimientos o relaciones serias. Si quiero algo de esto, necesito armar la base en mi interior primero. ¿Quiero sentir seguridad externa? Primero debo sentirla internamente.

Nada se dará fuera de lugar ni de manera negativa para nuestro ser, aunque puede parecer negativa desde el punto de vista de la mente: simplemente se nos pide paciencia. Y es una de las virtudes más grandes que podemos desarrollar con esta retrogradación.

Que les sea de gran crecimiento.

Publicado el Deja un comentario

Plutón retrógrado en Capricornio.

Plutón es el señor del inframundo, nuestra sombra, nuestra oscuridad, nuestro poder interno. Es el dinero, la transformación, el inconsciente, el trabajo con los miedos, el control, las obsesiones, los trastornos y lo que mantenemos oculto. Representa las muertes psicológicas, los tabúes, el sexo en su forma creativa/creadora y destructiva.

A partir del 24 de abril y hasta el 3 de octubre estará retrogradando, llevándonos a conectar con toda la basura que fuimos escondiendo bajo la alfombra sin resolver, nos lleva a mirar cara a cara a  nuestra propia oscuridad, a nuestros temores más profundos, a nuestros dolores más grandes, porque él requiere que purguemos, necesita purificar. 

Todo lo que resulta una amenaza para nuestro estado psíquico, él lo traerá al presente para que lo arranquemos de raíz: las cosas buenas para nosotros, permanecerán iguales. Las que no lo son tanto, deberán irse con el tornado destructivo de Plutón. Nos pone a prueba con nuestros instintos para que reconozcamos nuestro inmenso poder interno.

Si bien Plutón es quien nos ayuda a comenzar y atravesar procesos internos y muertes psicológicas, durante este período de retrogradación estaremos más propensas a mirar hacia adentro, a reconocer e integrar nuestra sombra*, a mirar a nuestros miedos a la cara, a hundirnos en nuestro propio abismo, los dolores y heridas más grandes volverán a tomar relevancia porque, aunque creamos que los sanamos, siempre hay más. Un dolor enorme que reaparece luego de mucho tiempo -en el que creíamos que lo habíamos sanado- puede reaparecer porque no sanó del todo, porque tiene algo más que enseñarnos aún o porque incluso puede formar parte de otro proceso en el que puede ayudar, de alguna manera.
Estamos decididas a llevar a cabo una gran transformación, necesaria para que el proceso siguiente de nuestra evolución pueda tomar forma, tener lugar. Es un gran período para terapia psicológica.

Plutón sabe de todo aquello de lo que somos capaces, conoce aún mejor que nosotros nuestras profundidades y traerá aprendizajes duros, finales y cortes que necesitan darse para generar nuevos comienzos, para plantar nuevas semillas. Todo lo que suceda es porque tenemos la fuerza para atraversarlo y salir a la superficie nuevamente, como nuevas.
Es temido, porque el humano le teme a las palabras muerte, final, destrucción. Pero no nos damos cuenta que sin todo ello, no podríamos vivir: sin terminar un día, otro no puede comenzar. Sin finalizar la infancia, no podemos dar paso a la adolescencia, y si esta no acaba, jamás seremos adultos. Las muertes psicológicas y los finales son moneda corriente en nuestra vida, sólo que no prestamos la debida atención.

Como en unos días Saturno, el señor del karma y el tiempo, estará retrogradando también y en la misma zona de nuestra carta natal, esto cuenta que los cambios no se darán de manera veloz, pero sí serán a largo plazo. Con Urano en trígono desde Tauro serán sorprendentes, repentinos, reveladores y liberadores. Pero llegar a ellos y a ver sus consecuencias, será cuestión de tener paciencia, sobretodo con nosotras mismas. Vamos a poder ir paso a paso, sin prisa, pero sin pausa, mirando conscientemente cada aspecto a sanar interna y externamente. Plutón rige lo profundo, Saturno rige estructuras, ambos de la mano mostrarán cambios hasta en la salud y el cuerpo físico. También veremos movimientos fuertes en posiciones de poder (especialmente mundiales, como presidentes, organizaciones y estructuras). 

Plutón no sólo estará en una aparente oposición continua al Sol, sino que no se separará mucho del Nodo Sur: entonces llega Saturno, comienza a retrogradar…y tampoco se aleja del Nodo. ¿Qué genera esto? Que todo lo que leyeron y lo que viene debajo, es más intenso aún, más radical. Hay un cambio que necesita que atravesemos destrucciones y transformaciones primero. La retrogradación de Plutón es para trabajar a nuestro Plutón natal y comprender nuestra capacidad de renacimiento.

Vamos a experimentar mucho movimiento karmático: pago de deudas y de recompensas, personas que vienen y se van para traernos aprendizajes (mutuamente), eventos predestinados que tienen cosas que enseñarnos. Abrir la cabeza y ser conscientes de las señales es fundamental para poder absorber e integrar tanto conocimiento, aunque a veces no sea racional. Habrá muchas de estas señales que nos muestren algo que debemos eliminar, purgar, purificar.

Tendremos que aprender a conectar con nuestro corazón, porque el sobreanálisis de las situaciones y relaciones no será favorable. Sentir desde el fondo de nuestra alma es clave para sanar, aunque nos de mucho miedo. Otra clave es no resistirnos al cambio, a nuestra propia transformación: luchar contra eso solamente hará que las cosas se den igual, pero de manera más brusca y dolorosa. De este modo, dispuestas y fluyendo con la energía, la evolución espiritual será mucho mayor.

Es momento de darnos cuenta que nos merecemos la sanación, ser estables internamente, transformarnos. Es momento de enfrentarnos con nuestros miedos y de una vez, dejar de permitir que nos dirijan la vida.
Como quiere Plutón: cortemos de raíz lo que nos hace mal. Pongamos límites, digamos «basta».
Es hora de cuidarnos y amarnos más.

*La sombra representa aquella «basura bajo la alfombra» que fuimos escondiendo mientras íbamos creciendo, de cosas que «están mal» o no podemos ser/sentir/creer/experimentar/etc. Es como una bolsa de comportamientos moralmente inaceptados o «malos» que arrastramos por la vida. En ella también se encuentran ocultos nuestros peores miedos e inseguridades, aquellos de los que ni siquiera queremos hablar.
La sombra no puede eliminarse ni superarse, se integra. La hacemos parte. No podemos luchar contra ella, porque como todo aquello con lo que luchamos, se hará más grande. La clave está en comprender que ella es parte nuestra y que indagando podremos descubrir grandes tesoros, gracias a ella podemos crear maravillas. Integrarla es eso y lograr que ella ya no mande en nuestra vida, sino nosotras.

 

Publicado el Deja un comentario

Mercurio retro en Piscis

Mercurio retrogradando en Piscis es ideal para que dejen de temerle, para que se observen y tengan paciencia con sus procesos y los de los demás.

En este audio lleno de info les cuento sobre su retrogradación (con fechas y aspectos, así que anoten), sobre la Luna nueva en Piscis, Urano en Tauro, Venus en Piscis y un poquito más. 

Dato extra: Mercurio inicia su retrogradación en el grado 29 de Piscis y lo finaliza en el grado 16, el mismo donde se da la Luna nueva en el signo, por lo cual se conectan tres fechas y sus eventos: 19 de febrero, 6 de marzo y 28 de marzo.

¡Que lo disfruten!

Publicado el Deja un comentario

Mercurio en sombra pre-retrógrada.

Durante estas próximas semanas y hasta fines de marzo, les recomiendo no iniciar nada relacionado a contratos, trabajos, sociedades. Tampoco comprar electrónicos y tecnología, ni lanzar proyectos web. 
Sí pueden ofrecer trabajos o servicios relacionados al arte y la espiritualidad, por ejemplo. A retiros de reconexión con la energía, sanación, liberación.

Mercurio en Piscis va a retrogradar a partir del 5 de marzo, hasta el 28 de ese mes. Pero ya se encuentra en período de sombra desde el 19/2 (en el grado en que será la Luna nueva en Piscis próxima)es decir, todo lo que está haciendo esta semana, tendrá ecos porque se revisará y luego se confirmará. ¿Por qué sucede esto?

Cuando un planeta retrograda, no se traslada hacia atrás, sólo es un punto de vista porque desde la Tierra «no lo vemos». Esto genera la ilusión óptica de que retrocede. Entonces, desde su movimiento en la eclíptica -el «cinturón energético» que nos rodea y contiene a las constelaciones y sus grados matemáticos, para definirla de manera sencilla- va hacia atrás y pasa por encima de un grado matemático que ya recorrió, generando nuevamente los aspectos que tuvo previamente. Esto significa que lo que ocurrió en esas fechas, se revisa, lo reevaluamos.
Luego, cuando el planeta se pone directo, vuelve a pasar por allí, pero hacia adelante.

Es decir:
– Viene directo, pasa por el grado 20 de Piscis y se cuadra a Júpiter (mañana). Luego sigue hacia adelante: grado 21, 22, 23…
– Comienza a retrogradar (grado 29), retrocede, vuelve al grado 22 y se cuadra a Júpiter de nuevo, que siguió avanzando (15 de marzo)
– Se pone directo (es decir, despierta en el grado 16) y cuando sigue hacia adelante llega al grado 24 y pum, se cuadra a Júpiter por tercera vez…¡pero éste estará retrogradando!

Así que, más allá de este aspecto específico (dios mío, cómo estamos trabajando la abundancia!) hay muchas cosas que nos conviene pensarlas dos veces. Además, Mercurio retro en Piscis nos va a poner SUPER distraídas, así que mejor pensar todo cuidadosamente. 

Pero, a mí me encanta Mercurio retrógrado: nos ponemos introspectivas para sacar aquella información del inconsciente que necesitamos ver y liberar…y estando en Piscis esto será fuerte. Lo más lindo es que es un aspecto que nos pone muy brujitas, interesadas en aprender a trabajar con la energía de las hierbas, las gemas, los rituales. Durante su retrogradación es que, para las que estaban interesadas, ofreceré la iniciación en Aqualead, así que estén atentas.

Más adelante les comparto todas las fechas claves de esa retrogradación y sus detalles.

Publicado el Deja un comentario

Mercurio retro sobre Júpiter y Urano natales

Esta retrogradación de Mercurio me ha tocado como ninguna otra. Debe ser porque junto a Júpiter y al Sol tocan a mi Júpiter y Urano natales y me cuestiono todo (y porque tengo el retorno de Júpiter en el signo de los valores, la filosofía y las creencias).
Géminis es energía de aprender lo que nos enseñan, en casa, en la escuela. De estructurar el pensamiento, la lógica, el análisis. Nos enseñaron valores, forma de pensar y cómo ir del pensamiento a la acción.
Sagitario, su opuesto-complementario, es la fe, las creencias, la ideología, los valores que creamos lejos de quienes nos los inculcaron, es elegir la forma de filosofar y elegir si seguimos como nos enseñaron o crecemos, salimos de esa posición.

Esto me hace observarme y cuestionar mucho lo relacionado a mis valores, a cómo actúo dentro de la sociedad, cómo influyo a los demás y cómo los demás me influyen a mí.
Lo que me hace observar, principalmente, dos cosas que me vienen pasando mucho y necesito “limpiar” de mí con este cuarto menguante:

-Ustedes. Ustedes leyéndome, comentando, escribiéndome mensajes sólo para decirme cuánto les ayuda leer lo que comparto o agradeciéndome. Y yo leyendo esas cosas sin podérmelo creer. Toda la vida sentí, desde mi Sol en Acuario calculo, la necesidad de ayudar a crear un mundo mejor, de ser parte de la creación y no de la destrucción. O en todo caso, de la destrucción de lo dañino. Y cada vez que siento que están ahí, no tengo palabras para expresar la inmensidad que siento en el pecho cuando me digo “y esto lo creé buscando lo que me pedía el Alma.” Lo más maravilloso, es que ustedes responden a mi vibración. Noto que llegan a leerme las personas que realmente quieren ser parte del cambio y que saben que ese cambio se inicia despertando y transformando la propia vida.
Mi desconfianza en el mundo se ve bastardeada por la cantidad de personas que observo que quieren o que ya están trabajando en sí mismas. Eso me devuelve la fe, me hace comprobar que la atracción vibracional es cierta y que, todas juntas, somos el cambio que necesita el mundo. No soy yo, son ustedes, somos todas. Yo sólo comunico lo que me pasa, lo que me ayudó a crecer, lo que aprendí para ser una mejor persona (y cuánto que siento que me falta aún!)  y lo que día a día transita por mi ser. Haberme animado a comenzar esto hace ya casi un año fue la mejor decisión que tomé en mi vida y es la primera vez que siento que sí, que estoy en el camino correcto. GRACIAS por ser parte de esta familia de luz.

Aún todavía siento que me falta muchísimo trabajo interno, muchas cosas que de a poco estoy observando como pequeñas partículas que, a esta altura, elijo tomar con los dedos y quitar de mí misma. Luego de tantos abismos se hace más fácil transformarse, eliminar, liberarse. Pero mientras las quito, siguen ahí haciéndome notar todo el crecimiento que me falta, los perdones que me debo y que le debo a algunas personas, la crítica que aún hago con seres que sin duda tienen mucho que enseñarme. No es fácil, abrir los ojos a ser humano, tratar de ser un poco menos mierda para el mundo y mejorar la tierra donde vivimos, la comunidad que somos. Es duro pero sé que vale la pena. Para nuestro crecimiento y para el planeta que le dejamos a los que vienen (todo esto incluye más que nada al patriarcado y al capitalismo que son las cosas que más han dañado a nuestra Madre Tierra).

-Las cosas que me molestan están principalmente relacionadas a los valores humanos. “I hate people when they’re not polite” canta un sabio David Byrne y yo a esa frase siempre la canto más fuerte. Me molesta la mala educación de las personas, que me escriban pidiendo “precio” sin decir “Hola”, que haya personas que por su situación social se crean con más o con mejores derechos que otros, que otros tantos por sus ventajas de raza, sexo o elección sexual tengan mayores privilegios que las minorías, que estas minorías tengan que luchar tanto para vivir como se merecen y que, encima, siempre aparezcan algunos “Not all men” a tratar de restarle importancia al discurso más válido del mundo. Me molesta que mi vecino no sepa convivir en sociedad y se crea con mayores derechos o privilegios que yo, me molesta que haya gente siendo “influencer” en redes sociales y comunicándole al mundo la hipocresía superficial con la que vive, me irrita que todo sea un “miren qué feliz soy” cuando detrás de una foto armada hay todo un mundo de mentiras. En este caso, mi gran error es que me moleste que la gente no haga trabajo interno y se observe, pero no puedo pretender que todo el mundo esté despierto porque tal vez ese no es su aprendizaje en esta vida. Me hiere que haya niños maleducados tanto como me hiere que los haya pidiendo monedas.
“Me duele el mundo”, me dijo ayer alguien en una sesión y, por dios, cómo la entiendo.

No miro noticieros ni leo diarios, primero porque elijo la información que me nutre porque absorbo todo y soy super sensible; y segundo, porque para qué. Si ya sé que hay cosas más horribles sucediendo en el mundo de las que mi cabeza podría siquiera imaginar. No quiero hacerme ese daño porque prefiero enfocar mi energía en lograr un cambio. Sin embargo, esto no quiere decir que desde mi cajita de fósforos ignore todo lo que pasa.

Mercurio retrógrado me está haciendo comprender que no todo el mundo vino a trabajar en sí mismo, que debo aceptar las diferencias de valores y creencias y que, si quiero elevarme como el águila de mi ascendente en Escorpio en lugar de seguir siendo una serpiente o escorpión que se lastima con su propio veneno, tengo que abrir la mente a que no todo el mundo vive como a mí me gustaría ni tiene el respeto que yo pretendo. Me comporto como una soberbia y como una egoísta muchísimas veces y eso es lo que estoy revisando.

Sin embargo, mientras tanto, ¿cómo hago para no pelearme con los vecinos que no saben vivir en una sociedad civilizada? ¿Cómo hago para no enojarme con el capitalismo que destruye bosques y personas, con los medios que mienten para mantenernos aterrados o con el transporte que sólo quiere lucrar en lugar de dar un buen servicio? Creo que la respuesta es lo que estoy haciendo ahora mismo: mirar hacia adentro y trabajar en mí, en mi granito de arena, porque hay cosas que yo sola jamás lograré cambiar. Y si bien eso me frustra, tampoco puedo mejorar al mundo sola o ayudar a 9 mil millones de personas, porque no es mi responsabilidad.

Esta catarsis está auspiciada por alguien que tuvo una tarde nebulosa y confusa pero que, por fin, está encontrando claridad.

Publicado el Deja un comentario

Mercurio retrógrado en Sagitario.

Mientras transitaba Escorpio, Mercurio llegó al grado 27°17′ el día 28 y allí comenzó a «andar más despacio». Si no recuerdan de qué se tratan las retrogradaciones de los planetas, aquí les recuerdo.

Dos días después, ingresó a Sagitario y tuvo una inconjunción a Urano: para transitar el nuevo signo y cambiar la manera de procesar la información, hay que pasar por un cambio que tal vez no es tan deseado. ¿Qué descubriste durante su tránsito en Escorpio, que no te gustó mucho? ¿Es un cambio que se propuso y te cuesta aceptar, pero al mismo tiempo, te llama? ¿Es un movimiento fuera de tu zona cómoda, que requiere una gran transformación y desapego?

El 31/10 Mercurio estuvo en trino al Nodo Norte saliendo de Leo y fue como un guiño, un «Ok, esto es por mi evolución personal/creativa/emocional/por mis hijos»

Así sigue como una flecha tranquila hasta el día 16 de Noviembre, cuando se detiene y comienza a retrogradar en el grado 13°29′ de Sagitario.

¿Qué hace en este recorrido?

Comienza a retrogradar el 16 de Noviembre, pero hasta el 25 no tiene muchas conexiones.

El 25/11 se cuadra a Marte: la mente quiere avanzar y salir de la zona cómoda, quiere moverse. Marte dice que todavía no es momento y eso genera tensión. Aprovechá para armar planes, hacer listas de lo que precisás.

El 27/11 a la madrugada se une al Sol: lo que necesitabas saber, lo averiguás este día. Esta unión es de claridad, de descubrir lo oculto, de que se revele una gran verdad.

El 27/11 está en conjunción a Júpiter: bueno, el primer encuentro con Júpiter en Sagitario. ¿Estás segura de lo que necesitás para hacer esa gran movida? Buscá más info.

El 1/12 reingresa a Escorpio y tiene una inconjunción a Urano en Aries:hay que indagar en profundidad, preguntarnos las cosas sin miedo a la respuesta que nos hará felices. El cambio es inevitable, aunque resulte incómodo. No temas.

El 3 y el 4/12 tiene un trino a Quirón retro en Piscis y otro al Nodo Norte, ya en Cáncer: gran trino de agua en el cielo, ya conocés las palabras clave. Sanación, emociones a flor de piel, intuición, inspiración, creatividad. Lidiar con lo que duele es el primer paso para sanarlo. Si tenés que tener charlas intensas, es ahora. Pueden doler pero son necesarias para la limpieza interna, para el perdón y la reconciliación con tu real Ser. De todos modos, no «firmes» nada.

El 6/12 se vuelve directo en el grado en que comenzó su sombra en Escorpio, es decir, en el 27°17′.

Pero acá no termina todo:

El 7/12 vuelve a tener un trino al Nodo Norte en Cáncer: se define lo que se vió entre el 3-4/12 y que estaba relacionado a mostrarte vulnerable, nutrirte con mejores elecciones (de alimentación, de información, de vínculos, trabajos…), confiar, hogar, estabilidad y familia.

El 9/12 vuelve a tener un trino a Quirón Rx en Piscis: se repite lo del 3-4/12 y esta vez puede ser muy interno, muy conectado a algo que hay que superar, como un dolor, un vicio, una ex relación, una negación o idealización.

El 11/12 vuelve a tener una inconjunción a Urano: se comprende finalmente porqué se siente una incomodidad generada por la posibilidad de un cambio profundo que marcará un final inevitable.

El 12/12 reingresa a Sagitario.

El 21/12 vuelve a estar en conjunción a Júpiter: ahora que estás más clara y tenés toda la info, sentite libre de actuar por y para tu expansión. El cielo es el límite. O la carretera.

Mercurio sale de sombra el 24/12 y a partir de ahí todo está mucho más claro.

Asunto importante a tener en cuenta:

-Las compras navideñas. Sí, lo sé, es algo superficial pero no puedo evitarlo. Sagitario es el signo de los excesos y Escorpio el signo del dinero. Mercurio habiendo retrogradado entre ambos puede llevarte a hacer de-sas-tres con tus finanzas, así que te recomiendo no anticiparte mucho con las compras y hacerlas, en lo posible, a partir del 7-12. Evitá el 21 porque vas a gastar más de lo que calculabas.
Una buena fecha es el 16, cuando Venus y Saturno están en sextil y tenemos mejores límites.

Es una retrogradación intensa porque una gran parte de su recorrido será en Escorpio, por lo cual no terminaremos de indagar en asuntos internos, profundos y transformadores hasta que reingrese a Sagitario, cuando las crisis existenciales y de «No me quiero conformar» tomen el mando.

Abrazos y paciencia para todas. 🙂

Publicado el Deja un comentario

La mujer salvaje: Mercurio y Venus retro juntos en Escorpio.

Mercurio es el amigo charlatán de Venus y el 15 de Octubre se encuentran juntos en Escorpio, mientras Venus retrograda y hay algo que necesita claridad: una conversación importante, una inversión, una relación íntima…o procesos internos que necesitan expresarse son asuntos que se están revisando y aunque se estén ocultando, van a salir a la Luz…lo que seguramente sucederá cerca del 26, cuando sea el Sol el que se encuentre con Venus.

Pero también puede representar un despertar:

despertamos al proceso interno, al poder de la creación, a la fuerza que radica en el centro de cada una de nosotras, a esa que nos sale de las vísceras cuando hacemos lo que amamos, al Universo que creamos cuando conectamos con el Todo, a la fuerza arrolladora de una mujer convencida de lo que quiere de la vida, de su camino, de su profesión, de sus hobbies, de sus relaciones.

Esta conjunción perfectamente podría despertar a la mujer salvaje de la que cuenta Clarisa Pinkola en «Mujeres que corren con los lobos«:

«…estas dos palabras, en concreto ‘mujer’ y ‘salvaje’, son las que crean el llamar o tocar la puerta, la mágica llamada a la puerta de la profunda psique femenina. […] Cualquiera sea la cultura que haya influido en una mujer, ésta comprende intuitivamente las palabras ‘mujer’ y ‘salvaje’.

Cuando las mujeres oyen esas palabras, despierta y renace en ellas un recuerdo antiquísimo, Es el recuerdo de nuestro absoluto, innegable e irrevocable parentesco con el femenino salvaje, una relación que puede haberse convertido en fantasmagórica como consecuencia del olvido, haber sido enterrada por un exceso de domesticación o incluso haberse vuelto ininteligible. Puede que hayamos olvidado los nombres de la Mujer Salvaje, puede que ya no contestemos cuando ella nos llama por los nuestros, pero en lo más hondo de nuestro ser la conocemos, ansiamos acercarnos a ella; sabemos que nos pertenece y nosotras le pertenecemos.»

Pero hay más que quiero compartirles:

«Algunas mujeres perciben este vivificante ‘sabor de lo salvaje’ durante el embarazo, durante la lactancia de los hijos, durante el milagro del cambio que en ellas se opera cuando crían a un hijo o cuando cuidan una relación amorosa con el mismo esmero con que se cuida un amado jardín.

La existencia de la Mujer Salvaje también se percibe a través de la contemplación de la sublime belleza. […] Viene también a nosotras a través del sonido; a través de la música que hace vibrar el esternón y emociona el corazón; viene a través del tambor, del silbido, de la llamada y el grito. Viene a través de la palabra escrita y hablada; a veces, una palabra, una frase, un poema o un relato es tan sonoro y tan acertado que nos induce a recordar, por lo menos durante un instante, de qué materia estamos hechas realmente y dónde está nuestro verdadero hogar.[…]

El anhelo que sentimos de la Mujer Salvaje surge cuando nos tropezamos con alguien que ha conseguido establecer esa relación indómita. El anhelo aparece cuando una se da cuenta de que ha dedicado muy poco tiempo a la hoguera mística o a la ensoñación, y demasiado poco tiempo a la propia vida creativa, a la obra de su vida o a sus verdaderos amores. […]

Cuando las mujeres reafirman su relación con la naturaleza salvaje, adquieren una observadora interna permanente, una conocedora, una visionaria, un oráculo, una inspiradora, un ser intuitivo, una hacedora, una creadora, una inventora y una oyente que sugiere y suscita una vida vibrante en los mundos interior y exterior.»

El sentido original en que la autora utiliza la palabra «salvaje» no es con el significado de falto de control, sino que significa vivir una existencia natural, en que la criatura posee una integridad innata y unos límites saludables. «Las palabras ‘mujer’ y ‘salvaje’ hacen que las mujeres recuerden quiénes son y qué es lo que se proponen. Personifican la fuerza que sostiene a todas las mujeres.»

Este libro llegó a mis manos cuando estaba atravesando un período de noséloquemepasa dentro de una relación que había perdido su color…porque lo había perdido yo.

Inmediatamente que comencé a leerlo supe que no lo podía soltar y que, de hecho, iba a dar con la explicación de lo que me estaba pasando, y así fue.

Cuando vivimos una vida inconsciente, de casa al trabajo y de ahí a casa de nuevo, sin establecer amistades nutritivas, sin tener hobbies que nos permitan expresar nuestra creatividad, cuando no tenemos un rumbo determinado para nuestro futuro, cuando nos sentimos sin metas, vacías, sin nada que nos interese del todo o que nos despierte el corazón…es ahí cuando la Mujer Salvaje se ha desconectado y nos urge permitir que vuelva.

Si este tipo de información les gusta e interesa, pueden hacérmelo saber en los comentarios o en redes sociales, así les comparto mucho más de este libro que en realidad es un mundo. <3

Publicado el Deja un comentario

Venus retro en Escorpio

El 5 de Octubre, Venus comienza a retrogradar en Escorpio y lo hará hasta el 16 de Noviembre, cuando despierte en el grado 25°15′ de Libra.

 

Venus es un planeta personal, es decir, es uno de los más cercanos a la Tierra y de tránsito rápido, lo que significa que sus tránsitos y aspectos no nos mueven tanto internamente como lo hacen los planetas más alejados, como Saturno y Plutón, por ejemplo. Sin embargo, es el planeta encargado del deseo, de las cosas que nos gustan, de lo que nos resulta atractivo, del valor y las relaciones.

 

Retrogradando en Escorpio, lo que hará es llevarnos a reevaluar los aspectos anteriormente nombrados y lo que queremos lograr con ellos. Escorpio es el signo de la intimidad, la vulnerabilidad, intensidad, profundidad psicológica y procesos vida-muerte, y también de las obsesiones y el control.

Esta retrogradación nos hará ser conscientes, entonces, de asuntos tales como:

 

-Soltar la necesidad de control

-Liberarnos de obsesiones

-Evaluar con quién deseamos intimidad, relacionarnos en profundidad

-Aceptar nuestra intensidad emocional y la profundidad de nuestros deseos

-Animarnos a mostrarnos vulnerables

-Superar miedos relacionados a los procesos internos, muertes psicológicas y dolor

-Reconocer el valor propio y validarlo sin opiniones ajenas

-Dejar de usar la sexualidad como arma de control/poder

-Conectar con el verdadero poder interno

-Empoderarnos

 

Acerca de esto último, ya tienen este artículo para profundizar.

 

Durante su recorrido, Venus conectará con:

-Marte en cuadratura el 10 de Octubre

-Mercurio en conjunción el 15 de Octubre

-Saturno en sextil el 24 de Octubre

-el Sol en conjunción el 26 de Octubre

-el Nodo Norte en cuadratura el 30 de Octubre

-Urano en oposición el 31 de Octubre

-Reingresa a Libra el 31 de Octubre

-Quirón en inconjunción el 3 de Noviembre

-Marte en trígono el 9 de Noviembre

-Finalmente el 16 de Noviembre a la mañana se vuelve directo.

 

Sobre cada aspecto les iré contando día por día, pero lo importante es reconocer que todas estas reevaluaciones serán tocadas nuevamente cuando Venus repase estos grados por donde retrogradó, pero ya hacia adelante. Así que en estas cuestiones, las decisiones tomadas serán más bien firmes luego del 17 de Diciembre, sobretodo internamente, porque nos encontraremos más seguras de haber elegido la opción correcta.

 

Que este período las ayude a conectar con sus verdaderos deseos, a descubrirse desde un nuevo lugar de poder y a conectar con quienes realmente son: seres creativos llenos de la magia y el poder del Universo.

Publicado el Deja un comentario

Urano retrógrado: la libertad de ser creativas

El planeta de los cambios y la mente elevada comienza a retrogradar el 7 de Agosto en Tauro, mientras se encuentra en trígono a Saturno retro en Capricornio y en cuadratura a Marte, también retro, que está en su casa, Acuario.

Cuando los planetas comienzan su retrogradación o la terminan, pasan por un período que se llama «estacionario», donde parecen quedarse más días que de costumbre en el mismo signo matemático como «dando la vuelta» y allí tienen más fuerza que en otro momento.

La fuerza que Urano muestra en el exterior, en las situaciones de nuestra vida, se vuelcan a nuestro interior durante su retrogradación. Teniendo en cuenta su trígono a Saturno retro en el signo del trabajo duro y los resultados, esto puede hablar de que estaremos reevaluando nuestras revoluciones, causas, luchas y rebeldías en cuanto al status quo, normas, condicionamientos sociales y todo aquellos que nos enseñaron que parecía inamovible. Ahora nuestro Libro de la Vida (o de todo lo relacionado al deber ser y a lo que nos inculcaron como cierto) va a cambiar para que lo escribamos con nuestras propias y nuevas reglas.

En cuadratura a Marte, hará que estemos muy ansiosas por hacer de los cambios internos algo externo, por llevarlos a la realidad y verlos manifestados. Pero tendremos que evaluarlos con tranquilidad y ser pacientes, porque se irán llevando a cabo a su tiempo y en Septiembre comenzaremos a sentir que algo se mueve, para ver que en Enero el gran cambio es real.
Tenemos que tratar de no estallar en impaciencia, ira, enojos. Busquemos una vía de escape mientras tanto: escribir puede ser terapéutico. No es necesario que alguien lo lea, la idea es que nos sirva para desahogarnos y reacomodar nuestras ideas. Hacer collages o meditar imaginándonos cómo seríamos luego de ese cambio nos ayuda a creer en nuestro poder de manifestación.

Tenemos libre albedrío para actuar y hacer que el cambio sea a nuestro favor, comprendiendo que si no lo estamos provocando, el Universo sí lo está haciendo (recordemos que estamos aún en Temporada de Eclipses) y nos quita de nuestro camino lo que ya cumplió su ciclo.

Buscar libertad no es lo mismo que verla aparecer de repente, sin esperarla: a nuestro cerebro racional le cuesta entender que la libertad es un estado interno, como la felicidad, y que vivir en libertad significa ser libres de ser quienes somos, sin creer que límites y compromisos la puedan afectar. De hecho, animarnos a comprometernos y a tener límites, nos crea una gran libertad. Por ejemplo: si yo no tuviera un límite de amor propio, dejaría que mi libertad se interponga y haría cosas que sabotearían mi autoestima o el respeto que tengo hacia mí misma. Los límites son estructuras internas necesarias para comprender hasta dónde la libertad es un crecimiento y cuándo comienza a afectarnos. No es que sea mala, jamás lo es: la idea es no confundirla con el libertinaje, porque hacer lo que yo quiera siempre afectará a alguien más.

Somos libres cuando hacemos lo que amamos, cuando somos naturales, cuando no permitimos que nos condicionen las reglas de los demás o de la sociedad, cuando nos animamos a tomar riesgos sabiendo que sea cual sea el resultado, será un aprendizaje.

La libertad, los cambios y las revoluciones internas son los grandes asuntos que aparecerán en las casas Aries y Tauro de nuestra carta, porque en esta retrogradación, Urano volverá a ingresar al primer signo del zodíaco para darnos la oportunidad de cerrar el ciclo de siete años que creó allí.
Urano en Aries se mueve por la libertad personal de ser quien soy, de crear mi propia identidad y camino en la vida.

Cuando se vuelva directo, sí comenzará efectivamente su septenio en Tauro, llevándonos a crear una nueva estabilidad de manera más libre, creativa y diferente a lo que siempre creímos que significaba «ser estable». Sobre Urano en Tauro hay varios artículos que les dejé apenas ingresó al signo:
-Urano ingresa a Tauro
-La nueva estabilidad de Urano en Tauro
-El amor y las relaciones para Escorpio y Capricornio con Urano en Tauro 

Que esta retrogradación las ayude a comprender que tener una vida creativa no es saber hacer algo artístico, sino crearse a sí mismas en cada paso, en cada elección, lo que termina siendo clave para vivir como desean: en libertad interna y externa.

Publicado el Deja un comentario

Mercurio retro en Leo: reevaluando talentos

Desde el 26 de Julio hasta el 19 de Agosto, estaremos bajo la influencia de una nueva retrogradación de Mercurio. Esto hará que tengamos siete planetas retrógrados hasta el 27 de ese mes, cuando Marte se vuelva directo. Entre tanto, tendremos a Mercurio, Marte, Saturno, Quirón, Urano, Neptuno y Plutón en su fase «lenta».

Esto hace de ese mes -26 de Julio al 27 de Agosto- un período muy bueno para trabajo psicológico, introspección, reevaluación de proyectos, reestructuración y todo lo que lleve el prefijo «re». Porque si bien todos los planetas retro nos llevan hacia adentro, Mercurio rige el pensamiento y es el encargado de que todo lo que pasa por nuestra mente se revise tres veces antes de actuar…porque además Marte, que es quien se encarga de la acción, es el primero en volverse directo y nos ayuda a despertarnos de a poco del letargo invernal, ya cerca de Septiembre.

Esta retrogradación se da en Leo, así que podemos imaginarnos que las revisiones vienen por el lado de nuestros proyectos creativos/artísticos, metas de procreación y creación (de hijos, emprendimientos, etc) y…de asuntos del corazón.
Relaciones que no están establecidas «oficialmente» o que estaban en veremos, van a pasar por conversaciones y revisiones y en Septiembre podrán decidirse si seguir juntos o es mejor separarse del todo, porque el «stand by» no le gusta a nadie.
Proyectos y emprendimientos creativos pasarán por chequeos para reajustar metas, manera de comunicarse, uso de redes y cómo el talento personal se pone en servicio de la creación.
Es buena etapa para crear, pintar, escribir, comunicar y hablar desde el corazón.

Recordemos que las retrogradaciones de Mercurio son pausas «mentales» que nos da el Universo para que bajemos la velocidad y no vayamos como atropelladas por la vida. Si pueden meditar y hacer yoga, créanme que querrán que Mercurio retrograde más seguido.

Fechas:
Las retrogradaciones de Mercurio se dividen en dos etapas:
la primera se da desde el 26/7 hasta el 8/8 y la segunda es desde el 8/8 al 19/8.
La primera suele ser de confusión y caos, y la segunda, de claridad (a partir de su unión con el Sol).

El 26 de Julio comienza su retrogradación y su primer encuentro es una inconjunción a Plutón retro en Capricornio el 5 de Agosto. Esto es incomodidad porque para poder revelar nuestra luz, aquello que nos hace brillar, debemos conectar con nuestra sombra y nuestros miedos. Integrándolos y dejando de luchar con ellos, es que comenzamos a conectar con nuestra luz.

Su segundo vínculo es con el Sol, directamente en conjunción, lo que habla que llegó al punto medio de su retrogradación. Esto es el 8 de Agosto. Acá nos enteramos de chismes o asuntos que estaban ocultos y se revelan. Secretos y verdades se dan a conocer.

El 9 de Agosto perfecciona una inconjunción a Neptuno retro en Piscis:así que si quiero seguir indagando en mí y en lo que me hace especial, tengo que salir de ilusiones, dejar atrás fantasmas y ver la realidad. Este aspecto se puede aliviar haciendo musicoterapia, arteterapia, yoga, meditación, etc.

El 11 de Agosto estará en cuadratura a Júpiter en Escorpio…el mismo día del eclipse de Sol en Leo. Bueno, no está recomendado viajar este día. Es más, es sábado, así que yo les recomiendo tomarse el día para estar con ustedes mismas, porque va a ser un día MUY cargado energéticamente y Mercurio, que es nuestra cabecita, estará sintiéndose algo tensionado buscando expansión…que requiere, otra vez, conectar con la sombra. Es día de terapia con amigas, por ejemplo.

El 18 de Agosto tiene un sextil a Venus en Libra así que ésta conexión es una charla «buena onda»: Mercurio le cuenta a Venus (traducción: la cabeza conecta con un deseo) lo que descubrió de sus capacidades, talentos y luz interna, y Venus lo convierte en una fiesta para celebrar con los demás. Esto va de la mano con los eclipses del eje Leo-Acuario que hablan de revelar nuestra luz y compartirla con el mundo.

Finalmente el domingo 19 se vuelve directo en el grado 11°32′.
Días a tener «cuidado»: los días en que cambia de dirección, es decir, 26 de Julio y 19 de Agosto.

Como ya saben, con Mercurio retro las cosas se revisan, así que les cuento las fechas que se conectan, para que identifiquen qué eventos o situaciones no tienen «punto final» hasta que comience Septiembre:
-7 de Julio y 18-19 de Agosto;
-25-26 de Julio y 1° de Septiembre.

El 1° de Septiembre ya sale de sombra y podemos comenzar a tomar decisiones definitivas.

Precauciones que ya les conté en la retrogradación anterior pero no está de más reiterar:

Durante los períodos en que Mercurio retrograda la gente está muy confundida, añora el pasado, quiere volver a sentir lo que sintió alguna vez. Yendo «hacia atrás» bajo el signo de Leo, estaremos tratando de encontrar nuestro talento, aquello que nos hace únicos y especiales, intentando abrir el corazón, sentir amor, generosidad y conectar con nuestra luz interna, con lo que nos hace brillar. Estamos buscando conectar con lo que nos hace vibrar alto el corazón.

Para tener cuidado: 

Bajo las retrogradaciones de Mercurio no des nada por sentado, evitá todo lo que puedas firmar contratos, hacer viajes, tomar decisiones importantes, comprometerte con algo/alguien, comunicar cosas importantes. 
Obviamente la vida no se detiene, pero simplemente son advertencias para que sean precavidas.

Las promesas no duran mucho si se hacen en este período, los «fantasmas» de relaciones pasadas que reaparecen no están muy seguros de lo que quieren, y esto merece una aclaración: todo lo que vuelve de tu pasado es porque no tuvo un cierre, porque dejaste la puerta abierta, por el motivo que sea. Siempre es bueno poner punto final en las cosas que no queremos ver repetir en nuestra vida…o reaparecer.
Ojo, también las retrogradaciones acercan almas gemelas y relaciones predestinadas.

Para tomar decisiones, firmar contratos, etc, esperen que termine la retrogradación o si pueden, la sombra (a partir del 2 de Septiembre es más seguro). Ahí pueden reiniciar la conversación o el asunto y ver dónde está parada cada una de las partes ahora, cuando todo y todos estamos más claros y seguros de quiénes somos, qué deseamos y con quién.

Y acá llegamos al «Peeeeero…»: estamos en temporada de eclipses y en estos meses las cosas tienen esencia de predestinación, nos movemos por lo que le dará evolución al alma y no tanto por el ego.  Así que, en mi opinión, esto es mucho más importante y fuerte que Mercurio retrogradando. Confiemos en el Universo, que al fin y al cabo es el que sabe la verdad.

Espero que todas descubran eso que las hace especiales, que vibren alto y que puedan brillar con toda su luz y energía, para compartirla con el mundo.