Publicado el

El fracaso no es real

El verdadero fracaso es dejar que el miedo al error te limite la experiencia.

¿Quién te dijo que equivocarse estaba mal?
¿Quién te hizo creer que cometer un error es una pérdida de tiempo o de dinero?
¿De dónde sacaste que el fracaso te marca?
¿Tanto te sigue importando el “qué dirán”?

¿Nunca te diste cuenta lo mucho que aprendiste equivocándote?

¿No ves que ahora tenés maestría en lo que sirve y en lo que no, por haber fracasado alguna vez?

Perderle el #miedo al fracaso no hará que lo evites, pero te ayuda a soltar el control de cómo tienen que salir las cosas, un control ilusorio que en realidad nunca tenés y sólo te estresa.

Haber conocido mi tipo y perfil en #DiseñoHumano me habilitó muchos “darme cuenta” de cosas que creía que estaban erradas, que yo hacía “mal” y que tenía que trabajar en mí, cambiar.

Me calmé cuando entendí que sencillamente mi naturaleza viene a experimentarlo todo y a no limitarse por nada externo que me quieran imponer.

El fracaso es una ilusión, una fantasía que nos destruye cuando sucede porque queremos que todo en la vida salga perfecto. Y sí, habrá cosas hermosas y maravillosas, pero tal vez los errores no duelan tanto cuando te das cuenta que estás practicando, que estás viendo qué onda esta vida, de que se trata todo esto. Tal vez el miedo se vaya cuando te permitar vivir sin darle poder a tu mente para que te carcoma con inseguridades.

Tal vez se vaya cuando aprendas a escuchar a tu cuerpo, la máquina más maravillosa que podemos experimentar en esta vida.

El Sol desde Libra hoy está en trino a Saturno retro en Acuario, y qué buen momento para escuchar a tu cuerpo, especialmente si viene gritando hace tiempo.

Andá al link de mi perfil para conocer tu tipo y perfil en Diseño Humano, ¡gratis! Incluso podés descargarte un pdf con toda la info.

Y en el canal de Telegram hoy les conté sobre la Autoridad en DH (también podés ir cliqueando el link de mi perfil)

PD: Si en tu perfil hay un 3 (es el número con dos cifras, por ejemplo 5/1, 6/3, etc) también viniste a experimentarlo todo y a vivir mucha prueba y error para aprender qué sirve y qué no.