Publicado el

No necesitás validar tu esencia (ante nadie)

Siempre buscamos cosas que nos hagan sentir especiales o al menos, más especiales que alguien más. Buscamos hacer cosas que incluso nos hagan sentir así, especiales y espaciales.

Buscamos la distinción, lo único, la originalidad. Queremos ser recordados por lo especiales que somos, y por eso también cada cosa que nos recuerde que lo somos (haber nacido en un día con números iguales, o el día de un eclipse, o incluso haber vivido algo excepcional, etc) la llevamos para donde vamos, así le demostramos al resto esa cosa que nos hace resaltar.

Hasta que nos encontramos en un grupo donde todos son tan especiales como nosotros, o nos abrimos a la perspectiva de que, en el mundo, todos lo somos.
Y al ego eso no le gusta, le pega feo, le cae mal al estómago. Al fin y al cabo, eso que yo creía que me hacía única, ya lo tiene otro, para qué, si total…
Nos frustramos, sentimos que nos robaron la magia.

Bueno, esa es una de las sombras de Acuario. El buscar ser especial y diferente desde un lugar egoico -juego de sombras con Leo- y haber olvidado conocernos realmente para poder sentir eso que sí habla de nuestra unicidad: la esencia.

Cuando no conozco mi propia esencia, cualquier cosa que me diga que soy más especial que otros, me servirá para preguntarle a la astróloga qué significa haber nacido un 7/7 o en un día de eclipse, o pedirle a la tarotista que me traduzca mis sueños constantes con algún arcano.

No, no quita que en esos ejemplos o cualquier otro se esté expresando nuestra esencia: es que buscamos la validación para ella allá afuera. Con datos, con otras personas. No nos creemos de por sí ya lo suficientemente únicos como para validar nuestra vida por el simple hecho de existir. Y seguimos en la búsqueda de información para ver si aunque sea en otra vida pasada puedo validar algo que me haga diferente, que me saque de la matriz donde a todos veo grises e iguales.

¿No será que porque me estoy sintiendo gris e igual estoy en esa búsqueda?
Habrá datos que te recuerden que sos especial, pero para que lo sigas recordando mirando adentro y no buscándolos para sentir validación externa.

Sigo reflexionando sobre la ya pasada Luna llena en Acuario…
Feliz noche.