Publicado el

Escuchar

Estoy acá para escucharte y para recordarte que te escuches también.
Es parte de mi rol en este mundo.

Me gusta hacer preguntas y encuestas en sesiones o en redes, porque me ayudan a entenderte, me gusta saber cómo estás, qué necesitás, qué te está pasando y de ahí sé con cuál herramienta puedo ayudarte.

Por algo resonaste conmigo y por algo armamos comunidad. Te comparto cómo las cosas me atraviesan sabiendo que mis palabras pueden ayudarte a atravesar las tuyas. Y en este espacio, naturalmente estamos resonando.

Escucho con los oídos, los ojos, la energía, porque lo que digan tus palabras esconde otros mensajes que recibo también. Descifro lenguajes naturalmente. Y es un don que me costó aceptar, ¿o creés que por animarme a ofrecer lo que amo lo tengo todo re claro?

Nah, muchas veces creí que por conocer a fondo a alguien con sólo mirarle, estaba re loca, y fue difícil habitar mi propia magia, hacerme cargo de mis talentos o de mi capacidad de integrar información fácilmente.

Escucho porque es mi naturaleza y lo hago con todo el cuerpo. Así puedo contemplar lo que te pasa y expresar justo la palabra que necesitás. Te presto atención y eso es sanador.

Por ejemplo, sé que estás lidiando con tus propias creencias sobre la abundancia, el merecimiento y la carencia, porque me pasa. También me escucho a mí, un montón.

Desde que los nodos ingresaron a Tauro-Escorpio sabía que una reestructuración económica personal y colectiva iba a aparecer, de la mano de la valoración y el amor propio. Y la estoy atravesando con todo, porque hacerlo me permite masterizarla.

El dinero no es más que un medio, pero cuando lo ponemos como meta, nos perdemos. Yo me perdí cuando puse el foco en lo que faltaba, en el dinero como objetivo y en el miedo a que no haya.
La ventaja es que aprendemos todo el tiempo.

Me dí cuenta que sin valorarnos en serio, no es fácil creernos merecedores de lo que sea que busquemos. Lo podremos vivir y “tener”, pero nos costará creerlo y tendremos miedo de perderlo siempre.

Y sí, claro que hablaremos de esto en la Masterclass de Eclipses porque necesitamos recordar que lo merecemos todo.

¿Vos cómo te querés sentir cuando pasen estos eclipses?