Publicado el

Ritual de pedido al Alma Familiar

Cuando trabajemos con nuestro árbol genealógico, sería bueno poder hacer un ritual de pedido al Alma Familiar, para pedirle asistencia y guía en nuestro camino. Se dice que ella nos convocó y nos trajo hasta acá…

Ritual para hacerle un pedido al Alma Familiar:

-Sentate en algún lugar tranquilo, en una posición cómoda, y cerrá los ojos. Relajá todo tu cuerpo poco a poco, desde los pies hasta la cabeza. Respirá profunda y lentamente, varias veces, para ayudar a relajar el cuerpo.

-Visualizá que estás frente a un lago, que es como un espejo de agua azul, muy calmo, y detrás tuyo hay un árbol gigante, cuyas raíces llegan muy profundo en la tierra. Al recostarte en su tronco te sentís segura, protegida, y sus ramas y follaje son abundantes, verdes, vivos.

-Te acercás al lago y en él ves tu reflejo. Él representa al Alma Familiar.

-Repetí: «Querida Alma Familiar, estoy disponible y dispuesta a que se reavive la memoria, a desenterrar los secretos, a integrar a los excluídos, a sanar y liberar el pasado, para mi bienestar, el de todos mis ancestros y el de las futuras generaciones.»

-Ahora que el Alma Familiar te escucha, hablále, hacé tu pedido, dirigite a algún ancestro en particular, o deciles que estás lista para limpiar. Pedile asistencia, con la consciencia de que lo que surja, será siempre para el mayor bien de todos los involucrados.

-Tu pedido cae en el lago suavemente, generando ondas en el agua, es recibido por el Alma Familiar, que ya te ha escuchado y ha puesto en marcha tu pedido.

-Puede que sientas cambios en vos, que obtengas información, que sueñes, que aparezcan familiares con datos que precisabas, etc

-Hacé una reverencia en agradecimiento, respirá, y comenzá a moverte de a poquito.

-Tip: podés grabar esta meditación con tu propia voz en el celular y escucharla con auriculares para que no te distraiga el ruido ambiente.

Esta meditación es de autoría de Ezequiel Sánchez y Claudia Azicri, del curso de Astrogenealogía (que super recomiendo).

Que te sea de mucha utilidad y sanación. 🙂