Publicado el Deja un comentario

Luna nueva en Géminis: temporada de eclipses.

La Luna nueva en Géminis no sólo abre el portal de seis meses de manifestación en la o las casas Géminis de nuestra carta natal, sino que abre mi período favorito: ¡la temporada de eclipses! *menea* Se perfecciona a las 14:38 hs (hora Uruguay/Argentina) en el grado 2°04′ del signo.

Estamos bajo un clima bastante confuso que requiere que nos entreguemos a la sabiduría de nuestro Yo Superior: cuando el ego está nublado, es porque hay que dejar hablar al Alma. Y escucharla, claro está. La neblina mental que podemos estar sintiendo se disipa cuando nos rendimos a ella, no cuando luchamos para obtener claridad y la queremos echar, porque como se sabe, lo que niegas, te somete.

La Luna nueva se perfecciona en trino a la triple conjunción Júpiter-Saturno-Plutón (con Júpiter en el medio haciendo de relleno en este sandwich astrológico transformador), con Marte en sextil a Urano y con Mercurio junto a Venus en cuadratura a Neptuno. Señorites, el regente de la Luna nueva se siente retrógrado -no lo está, sólo se siente un poco adormecido-, no es buen momento para buscar claridad a la fuerza, firmar contratos, ilusionarte con alguien online, comprar tecnología y vestimenta, hacerte cambios radicales de look… ¿por qué?

Porque la falta de claridad nos hace creer que deseamos algo que en realidad no estamos deseando, y mucho menos necesitando. Urano en Tauro sabe que lo que más necesitamos es cambiar nuestra manera de consumir, para poder crear un nuevo sistema económico (personal y social) y Marte desde Piscis le agrega que todo cambio es bueno si nos ayuda a despertar espiritualmente, a recordar que nuestro concepto sobre la realidad material se está desestructurando íntegro.

Géminis es un signo de curiosidad, de aprendizaje, de búsqueda de respuestas concretas, de información y medios. Con todos estos aspectos, comenzamos a sentir de qué se trata el viaje de los Nodos por el axis Géminis-Sagitario. ¿Qué es verdad y qué es mentira? ¿Cuál noticia es real y cuál es falsa? ¿Cuál de mis creencias -que traigo desde casa- debería sostener y cuál debo dejar de respetar por costumbre o dejar de idealizar, para poder renovar?

Es momento de silenciar a la mente hiper activa y volver a reconectarnos con la verdadera Mente, con la sabiduría que tiene nuestro cerebro para funcionar sin estar enchufado a nada, con nuestra conexión con esa Mente Superior que todo lo teje y lo conecta. Las conexiones piden ser más transparentes y menos idealizadas, y también necesitamos ver nuestras estructuras mentales rígidas para flexibilizarlas. Las etiquetas, lo aprendido, las respuestas que siempre nos dábamos en automático, los conceptos cerrados y cristalizados…muchas cosas en nuestra mente precisan abrirse, mutar.

Nos invita a mirarlo todo con los ojos de la inocencia, del niño o niña interior, a preguntarnos y cuestionarnos todo lo que hemos aceptado sin chistar, eso que estuvo siempre establecido pero que ahora, con toda la transformación actual, necesita actualizarse, romperse, sacudirse el polvo y/o cambiarse. Es una puerta abierta a jugar, a sentirnos creativos, a crear lo que sintamos de manera artística, con la mente abierta para recibir lo que sea que el Universo nos intenta enviar. Es la Luna nueva para cambiar creencias estancadas, y permitirnos desaprender, reaprender, redescubrir, y aprender en general.

De repente nos encontramos re-aprendiendo casi desde cero a vivir, estando bajo limitaciones que parecen ser negativas pero nos protegen. Estudiamos online, nos vinculamos online, trabajamos online. La red que nos conecta es tanto nutritiva como tóxica, por lo cual aprender a elegir lo que consumimos está siendo fundamental.

Algo más de la energía geminiana: siempre tiene problemas para decidir porque actúa como veleta, cambia una opción por otra mejor, más divertida, más interesante.
Punto uno: se aburre fácil y precisa constante estimulación, así que aprender a relajar la mente es necesario. Mediten, chiques, aunque sea 15 minutos al día una meditación guiada, para calmar la ansiedad, la impaciencia y la hiperactividad mental.
Punto dos: la diversión. ¿Por qué no ser más relajados, jugar más y estresarnos menos? A menos que el asunto sea de vida o muerte, merecemos un momento al día de distensión, risa, diversión y relax.
Punto tres: ¿quién te hizo creer que sólo debés elegir UNA cosa? ¿Será posible atender cinco quiosquitos a la vez? ¿Será posible combinar todos mis intereses en un proyecto o emprendimiento? ¿Será posible escribir un libro volcando todo lo que sé para vaciarme y poder seguir aprendiendo cosas nuevas? Todo es posible, porque Géminis es multitasking, un pulpo. Elegí, sí, pero no necesariamente una sola cosa. Si sentís que te gustan MIL, ¡dale adelante! Que en el camino quedarán diez, tal vez menos, pero sabrás combinarlas y habrás aprendido de la experiencia en el camino.

Esta segunda temporada de eclipses del año inaugura los eclipses de Nodo Sur en Sagitario, comenzando el 5 de junio con el eclipse penumbral de Luna llena a 15°34′ del signo. Viene acompañado por un eclipse solar anular el 21 de junio a 00°21′ de Cáncer y otro lunar -también penumbral- a 13°37′ de Capricornio el 5 de julio. De ellos les iré hablando más adelante.

¡Feliz Luna nueva!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *