Eclipse lunar penumbral en Cáncer.

2020-01-09

¿Qué es un eclipse lunar?

En un eclipse lunar, las órbitas de los involucrados (Sol, Tierra y Luna) deben estar alineadas de una forma determinada para que se genere la sombra terrestre en la luminaria correspondiente, la Luna. Pero todo depende de la ubicación de la Luna: si está dentro de la sombra, el eclipse será total; si entra sólo un poco, será parcial; pero si sólo se ubica en la penumbra, entonces tenemos un eclipse penumbral o apulso, como el de mañana.

Los eclipses lunares se sienten muy emocionalmente, en nuestro sistema nervioso, y pueden afectar nuestra alimentación, sueño, aguas internas (físicas y emocionales) así que siempre es recomendado -como en toda Luna llena- hidratarse muy bien. No es raro que las mujeres adelantemos nuestra menstruación cerca de un eclipse.

La Luna tiene muchas maneras de enviarnos información: recoge los vientos solares con información planetaria y nos la envía "traducida", dirigiéndose a nuestro inconsciente para revelarla al consciente, nos ilumina cuando hay algo que debemos ver o tomar claridad, "dirige" los Nodos Lunares natales y en tránsito, que con cada eclipse laten internamente con el reflejo de lo que sucede en el cielo, porque así como es arriba, es abajo.

¿Sabían que los Nodos se mueven de forma retrógrada sobre el zodíaco -al revés que los planetas en el sistema solar, o sea, del último signo al primero- no para llevarnos a ser cada vez más primitivos, sino para recordar lo realmente valioso que es recuperar nuestras raíces? Humanas, naturales, sociales, individuales.

Los eclipses siempre nos piden soltar, liberar algo, ¿por qué? Porque con la existencia vamos sumando cada vez más cosas, asfixiándonos entre deber ser, creencias, status quo, ideas, cosas materiales, etc...acumulando todo el tiempo. Pero...¿cuándo vaciamos todo eso? ¿Cuándo reseteamos nuestro sistema y nos permitimos liberarnos de lo que nos atasca? Pues en temporada de eclipses.

De verdad nos movilizan evolutivamente, para que recordemos que necesitamos del vacío para ser libres y poder crear la vida de la manera en la que lo deseamos, no como nos dijeron que teníamos que vivirla. Y además en el eje Cáncer-Capri, todo tiene más fuerza.

¿Y ahora?

El eclipse ya se está sintiendo.
 
La Luna pasea por Cáncer y cuando el viernes 10-01-2020 (qué números, eh!) a las 16:21 hs (hora Uruguay/Argentina) llegue al grado 20°, en la penumbra que provoca la Tierra, se enfrentará al Sol que está junto a Mercurio, Saturno y Plutón. Ahí cerquita los espía Júpiter aún dentro del Nodo Sur.
 
Desde aquí, el mediocielo de la carta del eclipse estará en Piscis, justo donde está Neptuno. Lo que se nos pide como individuos y colectivo es permanecer juntos en lo importante, olvidar las diferencias egoístas que nos dividen cuando creemos que nuestra postura es la correcta, como si tuviéramos la única verdad en una posición rígida, obsoleta, soberbia. Tener la razón o la verdad al respeto de nuestras creencias y posturas únicamente nos separa y nos hace olvidar de la importancia del entendimiento y la empatía con el otro.
 
¿Creés que tu dios es mejor que otro, que tu verdad es la única válida o correcta, que tus creencias son más importantes o que tu elección política es la salvación porque la otra te sacó algo? ¿Estás pensando con tu bolsillo y tu inseguridad o con el corazón?
 
El eclipse viene a destruir todo lo que nos destruye como sociedad. Así como el eclipse en Capricornio del 26/12/19 seguirá haciendo efecto hasta julio (y más), éste nos muestra cuánto evolucionamos desde junio pasado, nos pone a prueba para ver si seguimos mirando sólo lo que nos toca o podemos abrir un poco más la mente y el corazón a que nuestra realidad no es la misma realidad que viven todos. Nos muestra si vamos hacia el lado del corazón o hacia el lado del déspota que abusa del poder y de las oportunidades que tiene, sabiendo que con ellas daña al resto.
 
Se nos pide que despertemos el corazón y que por fin transmutemos los valores que seguimos manteniendo "sólo porque me enseñaron así". Es hora de ser honestos y ver cómo con nuestra propia caca creamos caca afuera. No es el otro, soy yo. Si estoy dispuesto a cambiar, el mundo cambia. No lo hace por arte de magia. Abrí tu corazón sin miedos.
 
Tecnicismos:
 
Grado 20°00 de Cáncer, serie Saros 144. 

Buscá el grado 20° de Cáncer, Libra, Capricornio y Aries en tu carta natal. Lo que haya allí (casa, planeta, ángulo) se sentirá con fuerza con el eclipse de hoy. Podés comprender cuál tema o área de tu vida toma relevancia en este momento.

Ahora buscá el grado 4°06' de esos mismos signos. Allí sucedió el eclipse solar anular del 26/12. Por allí algo pide salida, aunque también puede notarse en los grados que mencioné previamente.

Por último, encontrá el grado 27°10' de Leo, Escorpio, Acuario y Tauro. Esos grados se estimularon con el eclipse de Sol y te dan información extra para comprender estos últimos eclipses del axis Cáncer-Capricornio.

Todo se combina, se articula, porque la magia del funcionamiento de la astrología es el movimiento mandálico, la conexión del todo y no el simple horóscopo de tu Sol. Somos mucho más y con cada eclipse lo podemos ir recordando.

 

Instagram
Ale Modarelli - Astrología Consciente

TW FB IG